LA MESURA EN LA COLOCACIÓN DE CRÉDITOS ¿DETIENE EL AVANCE DE LA MORA?

De acuerdo a datos publicados en marzo de 2019 por el BCRA, sobre un total de 40 millones de personas existen 56 millones de cajas de ahorro y 25 millones de titulares de tarjetas de crédito. Asimismo, establece que el crédito al consumo representa apenas el 4,8% del PBI en comparación con América Latina que se mantiene en torno al 15% o el de mercados emergentes que es del 30%. Por lo que sorpresivamente en nuestro país hay más cajas de ahorro que personas y a la vez los préstamos al consumo en relación al PBI son los más bajos de la región.

LA MESURA EN LA COLOCACIÓN DE CRÉDITOS ¿DETIENE EL AVANCE DE LA MORA? 1
Cislo – Agencia de cobranza

De esta forma, el crédito bancario al sector privado cumplió un año en caída. Se trata del mayor retroceso, y el más violento, en comparación con todas las recesiones previas en las que recayó la actividad económica en los últimos 17 años, y solo inferior al registrado precisamente tras la crisis terminal de la convertibilidad, en 2002, con el que no hay base de comparación exacta, dado que los bancos temporalmente se quedaron sin balances.

El stock de préstamos en pesos retrocedió otro 2,5% en junio en términos reales y ajustado por estacionalidad, reconoció el Banco Central en su último Informe Monetario, correspondiente a junio. La caída se produce porque desde hace 14 meses se cancelan más créditos que los que se colocan en el mercado.

No obstante tal retroceso, por noveno mes consecutivo la mora dentro del sistema financiero volvió a subir en mayo. De la misma fuente surge que la irregularidad en los créditos al sector privado representó en el quinto mes del año el 4,5% del total de la cartera. Se trata del peor resultado en los últimos doce años y medio, siendo su antecesor enero del 2006.

Como la mora representa el ratio entre los atrasos del sistema financiero y el total de los créditos otorgados, esta suba podría explicarse por una caída del stock de prestamos al sector privado. Sin embargo, los niveles más altos de mora son los que registraron los créditos personales y las tarjetas de créditos. Ambas líneas sumadas alcanzaron una mora de 5,5%, un nivel que no se veía desde finales de 2009.


También te podría interesar leer:

Agrega un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *